El coordinador de Hacienda, Carlos Rubio, ha indicado que el Ayuntamiento de Marbella está desarrollando “una gestión económica modélica” frente a consistorios gobernados por el PSOE como el de Estepona “que es incapaz de pagar las nóminas de los trabajadores”
El Equipo de Gobierno, a través del coordinador de Hacienda, Carlos Rubio, ha asegurado que los presupuestos municipales elaborados por el Ayuntamiento para 2010 “son claramente realistas, austeros, equilibrados y adaptados a la situación económica de las familias marbellíes”.
     Rubio ha destacado como una de las principales medidas adoptadas por el Equipo de Gobierno “para favorecer a las familias” es la congelación de todas las tasas e impuestos municipales a diferencia de las políticas fiscales impulsadas por el Gobierno central y la Junta de Andalucía “basadas en la subida de impuestos”.
     Asimismo, ha subrayado que las cuentas para el próximo ejercicio “evidencian el esfuerzo inversor” del Equipo de Gobierno que destina 25 millones a este capítulo e incrementan el gasto social en un 7,9% “para dar respuesta a las necesidades de los ciudadanos originadas por la crisis económica”.
En cuanto a la reducción del gasto corriente, Rubio ha explicado que “el Ayuntamiento de Marbella es el único de toda España que ha sido capaz de disminuir esta partida durante tres años consecutivos” a pesar de que el pago de la deuda heredada “sigue siendo una losa a la que habrá que destinar en 2010 más de 20 millones de euros”. Asimismo, ha resaltado el “firme compromiso” con San Pedro que se refleja en 2010 con una partida “que supone más de 40% del presupuesto total”.

     El responsable de Hacienda ha precisado que el Ayuntamiento dejará de percibir el próximo año más de 6 millones de euros en concepto de Participación en los Ingresos del Estado (PIE) y ha indicado que en los proyectos que está cofinanciando con la Junta de Andalucía, el Consistorio “tiene que aportar el 50% del presupuesto” asumiendo competencias que no le son propias “para que Marbella tenga los equipamientos que le corresponden” ya que, según ha señalado, “si tuviéramos que esperar a que actuara el Gobierno autonómico no los tendríamos jamás, tal y como ha sucedido durante quince años”.